Noticias Videos

German Ciucci “la gestión saliente de ABSA desatendió al usuario para adquirir autos de alta gama para gerentes y directivos”

Asumido tan solo hace 2 meses, el nuevo titular de ABSA, German Ciucci repaso los primeros meses de gestión, la “herencia” y el futuro de una empresa que a lo largo de los últimos 20 años fue deficitaria.

Con una deuda estimada de 110 millones de pesos en concepto de obras sin pagar y proveedores en general, y un deterioro notorio del sistema de provisión de agua potable, el nuevo presidente de ABSA anuncio que durante el 2020 no habrá ni se pedirán aumentos de las tarifas, solo durante los últimos 3 años anteriores el incremento fue del 364%.

Con ex pasado en BAGSA otra de las empresas del estado en provisión de servicios públicos, explico cuales serán los objetivos a mediano plazo “cuando asumí notamos un deterioro enorme en lo que respecta a mantenimiento general, por ejemplo hace unas semanas atrás que venimos trabajando en restaurar la usina del bosque una de las principales propulsoras del agua una vez salida de la planta potabilizadora, bueno ahí nos encontramos que se fueron rompiendo las bombas y nunca se repararon, de 8 bocas que hay solo funcionaban 3, y una estaba de backup en muy pésimo estado” y agrego “hoy tenemos 4 en funcionamiento optimo, una casi ya instalada y es siendo calibrada, y una sexta que está llegando al país en las próximas horas, si uno me pregunta cual es una de las causas de la baja presión en todo el casco por ejemplo es eso que esta esa planta funcionando a menos de media capacidad.”

Cada bomba nueva para dicha planta tiene un costo de 250 mil dólares y un tiempo de armado y puesta a punto de 10 meses.

ABSA maneja un área de concesión de 52 municipios, y en total son 79 localidades, esto se debe a que en algunos distritos donde hoy funciona AYSA, la empresa bonaerense administra algunos barrios.

Uno de los históricos problemas de la empresa está vinculado al déficit de funcionamiento no solo de capacidad de respuesta sino también en concepto de ingreso de dinero genuino, dentro de los 1000 millones de pesos de deuda, 500 millones son de obras que comenzaron a realizarse, algunas finalizadas y otras en proceso de terminación.

Consultado sobre las 3 principales obras impulsadas por la empresa en la gestión anterior, la remodelación de la Planta Donato Gerardi en Punta Lara, la de osmosis inversa en Pehuajo y la planta de tratamiento de residuos cloacales expreso que “la primera de ellas ubicada acá en la región capital, iniciamos una auditoría interna muy detallada, porque los expertos nos dicen que pese a lo que se ve su funcionamiento no es el anunciado para esa planta y eso es muy grave, en el caso de Pehuajo el principalmente problema es que se hizo una inversión muy grande pero no tiene la capacidad de funcionamiento previsto, por eso no puede procesar todo el agua potable, y en cuanto a Bahia Blanca quedo a medio terminar y no pagaron la obra y estamos intentando reactivarla en un plazo de 30 o 60 días.”

En el marco de la cuarentena las arcas de la empresa de ven resentidas en un 40%, a la fecha el nivel de cobrabilidad del servicio público es del 60%. Al ser una empresa 90% pública y 10% propiedad de los trabajadores, el estado gira dinero para funcionamiento.

Ciucci explico que durante la gestión de Sardella se habían logrado conseguir créditos del Banco de Desarrollo de América Latina por 10 mil millones “esos fondos los habían conseguido pero nunca se habían usado por no contar con proyectos a ejecutar que puedan ser aprobados, ahora los logramos recuperar y retener para avanzar tanto en obras de cañería domiciliaria, que es que lo que para nosotros desatendió la gestión saliente, y para la región capital construir una planta similar a la Donato Gerardi en un predio aledaño, donde se producirán 10.000 m3/hs de agua potable que se inyectaran a la red de una forma diferente a la actual, la idea es distribuir más eficientemente el recurso, inclusive el proyecto incluye un anillo por la circunvalación y unir otras cañerías troncales, para así dejar de usar pozos, que hoy son sumamente necesarios, pero consumen mucha energía que hoy para la condición de la empresa termina siendo un gasto muy grande.”

“El edificio en el que actualmente está la empresa en 7 y 43, vamos a reducir pisos que vamos a distribuirlos a otros edificios de la empresa, y buscaremos el modo de reducir el costo del alquiler, este lugar es fastuoso, y eso sumado a la mala imagen que arrastra ABSA, no ayuda para nada, el 60% pago el servicio, y en consonancia con lo que se brindo.”

Una de las obras sin dudas más cuestionada de ABSA en el último año y medio es el Acueducto Norte en La Plata, que en los últimos 10 meses desde que se habilito ya tuvo que ser reparado 80 veces en diferentes puntos de la traza de 9 kilómetros, como consecuencia de esta situación German Ciucci explico “creemos que hubo negligencia y se hizo mal de parte de la empresa constructora y de ABSA para que esa obra se haga como se hizo, el problema de la salinización del agua en Gonnet y Villa Castels es muy grave, pero es cierto que así como está construido no genera mejora de la calidad del agua, sino al contrario”, consultado sobre si se analiza cómo avanzar sobre la traza conto que “estamos sentados con la UTE que la hizo para analizar varias posibilidades, desde cerrarlo y construir otro bajo las condiciones que debería haberse licitado, entre otras opciones pero sin dudas es algo a lo que hay que apuntar rápidamente, estamos auditando desde los caños que estarían vencidos, no aptos para su uso hasta que estudio de suelo se desarrollo para luego iniciar la obra.”

El tema le costó el cargo con causa a un gerente por los abandonos de las usinas, el acueducto norte y las bombas quemadas.

De 23 gerencias con las que contaba la empresa, hoy se redujeron a 6, en este punto el titular de la empresa enfatizo que “en marzo del 2019 crearon muchas gerencias que hacían administrativamente imposible avanzar en nada, pero eso sería un dato no menor pero no el más grave, sino que en el transcurso de la gestión, se gasto desmedidamente y sin pensar en el servicio ni los usuarios.”

Ciucci explico que se compraron muchos vehículos nuevos que no fueron destinados a las delegaciones donde tiene contrato de concesión ABSA, sino para el traslado y uso de los gerentes, uno de los autos es una Toyota usada por el ex presidente Raffaele Sardella, que será puesta a la venta en las próximas semanas, junto a otros vehículos abandonados en el predio de Ensenada que están obsoletos y nunca se repararon, para luego adquirir maquinaria para las diferentes sucursales operativas de la empresa.

“Nos encontramos con que los obradores, y por ejemplo las usinas de Saavedra y Parque San Martin los empleados deben trabajar en lugares en condiciones muy poco dignas, los techos emparchados con neylon entre otras cosas” advirtió el funcionario.

El 50% del servicio presenta deficiencias entre otras cosas por la gran cantidad de pérdidas de agua que hay en toda el área de concesión.

En cuanto a los trabajadores activos explico “quiero saludar y felicitar su actitud ante la pandemia y como siguen al pie del cañon.”

Desde que asumió el cargo en febrero último, la Usina del Bosque ha sido uno de los puntos neurálgicos y de mucha critica por su falta de funcionamiento, Ciucci explico “es punto de los que más me generan indignación, porque supongamos que la planta Donato Gerardi este al 100% de su funcionamiento no tenias como impulsarla a la red, cuando asumí venia cayéndose constantemente esa Usina, cuando empezamos las recorridas las iniciamos ahí y dimos cuenta que antes se reparaban las cosas cuando ya se habían fundido” sobre esta planta adelanto que con el dinero conseguido por los préstamos internacionales se va a construir una segunda Usina Bosque, además de la nueva planta en Punta Lara.

Cada equipo de 8 metros de alto, cuesta 250 mil dólares y lleva 10 meses de instalación.

“Sumado a toda la situación administrativa y operativo, se suma el maltrato a los proveedores que no nos querían vender los productos de potabilizado, y eso fue otra cosa que tuvimos que buscar soluciones rápido” aseguro.

Ciucci enfatizo que Agustin Simone, ministro de infraestructura bonaerense le “ordeno” federalizar la empresa y que las obras alcancen a todas las localidades donde se brinda el servicio de agua potable.

Consultado sobre la relación con los intendentes propios y de la oposición explico que “es buena con todos, con algunos ya tuvimos más contacto, pero con otros como el de La Plata aun no hemos tenido dialogo, pero básicamente porque no hemos tenido por ahora temas urgentes por la que hablar, pero no porque tengamos mala relación, todo lo contrario, ayer nos juntamos con los de Berisso y Ensenada que también tiene urgencias.”

En Berisso se analiza construir una segunda planta de depurado de cloacales que es usada por las 3 localidades al mismo tiempo, y pese al avance habitacional no se amplió nunca en los últimos 30 años. En el caso de Ensenada explico “que hay problemas con una usina donde de 3 bombas solo había activas 2 y eso genero sumada a las perdidas muchos problemas que estamos intentando solucionar.”

Related posts

Línea Roca: renovación del paso a nivel Avenida 14 de Berazategui

admin

Médicos bonaerenses están de paro en reclamo de mejoras salariales y por falta de insumos

admin

Desalojaron un predio tomado en Barrio Aeropuerto y los vecinos denuncian que hubo balas de plomo

admin

Hipotecas: Volvieron a caer en la provincia de Buenos Aires un 91.7% interanual y un 1.7 en marzo

admin

ATSA brindara taller sobre los peligros de las “Redes Sociales”

admin

Ante el pronóstico de lluvias para los próximos días, convocan al COEM para avanzar con el operativo de prevención

admin

Leave a Comment